El temor de un hombre sabio: Cronicas del asesin de reyes: Segundo dia (Spanish Edition)

By Patrick Rothfuss

“Todo hombre sabio teme tres cosas: l. a. tormenta en el mar, l. a. noche sin luna y los angeles ira de un hombre amable”.
 
El hombre había desaparecido. El mito no. Músico, mendigo, ladrón, estudiante, mago, trotamundos, héroe y asesino, Kvothe había borrado su rastro. Y ni siquiera ahora que le han encontrado, ni siquiera ahora que las tinieblas invaden los rincones del mundo, está dispuesto a regresar. Pero su historia prosigue, los angeles aventura continúa, y Kvothe seguirá contándola para revelar los angeles verdad tras l. a. leyenda.

Show description

Quick preview of El temor de un hombre sabio: Cronicas del asesin de reyes: Segundo dia (Spanish Edition) PDF

Show sample text content

Pero antes de que llegaras con las chicas ya estaba medio borracho. A estas alturas, no sé si te servirá de mucho. —Bueno —dije, vacilante—, supongo que alguien tendrá que encerrarme hasta que avisen al azzie de Temsford. —Apunté con los angeles cabeza el pequeño edificio de piedra que se alzaba en el centro del pueblo. El alcalde me miró de soslayo frunciendo un poco el entrecejo. —¿Quieres que te encerremos? —No especialmente —confesé. —Pues entonces puedes ir y venir a tu antojo —repuso él. —Al azzie no le va a gustar —objeté—.

No he tenido parálisis. —Hum. —Lo miré de arriba abajo con mirada crítica—. Es una suerte. Pero esta pócima contiene algo más que plomo. Supongo que también contiene una cantidad significant de ófalo, que no es exactamente venenoso. —Entonces, �qué es? —Más que una medicina, es una droga. —¿En qué quedamos, es droga o medicina? —¿Alguna vez ha tomado láudano, excelencia? —Una vez, cuando period joven. Me rompí una pierna y el dolor no me dejaba dormir. —El ófalo es una droga parecida, pero suele evitarse su administración, puesto que es muy adictiva.

Miré a Ambrose por encima del hombro—. Francamente, chico —le dije—, no sé dónde tienes l. a. cabeza. Se diría que un miembro del Arcano tendría más cuidado con esas cosas. Wil, Mola, Devi y yo estábamos sentados alrededor de lo que quedaba de los angeles hoguera cuando oímos unas pisadas que se acercaban entre los árboles. Fela todavía iba elegantemente vestida, pero se había soltado el pelo. Sim caminaba a su lado, sujetando distraídamente las ramas para apartarlas del camino a medida que avanzaban por l. a. maleza.

Cuánto lo deseas, cuánto estás dispuesto a quemarte. Esparcí los troncos de los angeles hoguera para apagarla y al poco rato l. a. profunda oscuridad de los angeles noche se apoderó del claro. Me tumbé boca arriba, contemplando las estrellas, y me puse a pensar en Denna. eighty two Bárbaros Al día siguiente, Tempi y yo trasladamos el campamento mientras Dedan y Hespe iban a Crosson a buscar provisiones. Marten encontró un terreno aislado y llano cerca de un riachuelo. Entonces lo recogimos y trasladamos todo, cavamos el excusado, preparamos el hoyo de los angeles hoguera y empezamos a organizarlo todo.

Por el trayecto conseguí sonsacarle a Tempi algunos detalles. Al ultimate me inputé de que lo tradicional period que alguien de su estatus social obtuviera permiso antes de tomar a un pupilo. Lo que complicaba más el asunto period que yo fuera forastero. Un bárbaro. Por lo visto, al enseñar a una personality como yo, Tempi había hecho algo más que violar una tradición. Había traicionado l. a. confianza de su maestra y de su gente. —¿Habrá un juicio o algo parecido? —le pregunté. —Ningún juicio. Shehyn me hará preguntas.

Download PDF sample

Rated 4.57 of 5 – based on 28 votes